buena salud financiera

¿Pasos para obtener una buena salud financiera?, sí esto hará que vivas tranquilo, organizado y, por ende, capaz de hacer esas actividades y planes que antes no podías por falta de dinero, además de cubrir eventualidades.

¿Cómo se logra ese estado tan benéfico? La pieza clave para gozar de una buena salud financiera es la organización. Por ello, te damos a conocer algunas señales que te mostrarán que estás transitando el buen camino para poner en orden tu economía. Sigue estos pasos para obtener una buena salud financiera.

Pasos para obtener una buena salud financiera

1. Cuenta con un presupuesto

¿Te ha sucedido que el dinero que ganas no te alcanza para cubrir tus gastos? ¿Se te va rápidamente y no sabes ni en qué?, entonces es momento de confeccionar un presupuesto. Si utilizas esta herramienta para organizar tus ingresos, gastos fijos (pagos de servicios, pensiones, alimentos, etc.) y gastos variables (vestido, diversión, etc.), estás gestionando bien tu economía. Registrar todos los gastos, hasta los más pequeños, te dará un mayor control de tus finanzas.

2. Controla los gastos hormiga

Los gastos hormiga son pequeñas sumas de dinero que gastamos en placeres cotidianos o en cosas que no utilizamos. Por eso, debes reducir esas pequeñas cantidades de dinero que casi no se notan a diario; por ejemplo, comer fuera de casa, un café para conversar, un taxi, entre otros. En cambio, buscas soluciones prácticas como llevar comida casera a la oficina, caminar o planear tus reuniones en el hogar. De esta forma, podremos darle un mejor uso a nuestro dinero.

3. Prioriza tus gastos

Conoces cuáles son los gastos cruciales para tu vida y cuáles puedes eliminar. Con esta información, puedes omitir gastos innecesarios que muchas veces son una gran parte de nuestros consumos mensuales. Recuerda, cuando te decides a gastar menos estas aumentando tu inteligencia financiera. Piensa en el fruto a largo plazo y el disfrute que puede generar.

4. Utiliza el crédito con responsabilidad

Usas tu tarjeta de crédito cuando es necesario y pagas tus cuotas a tiempo. De esta forma, sabes cuánto gastas y no caes en deudas irresponsables. Saber en qué momento y para qué usar el crédito significa que estás manejando tu economía con buen juicio. Por eso, solicita solo crédito a entidades financieras autorizadas, úsalo para incrementar tu patrimonio, evita pagar solo el mínimo y siempre actúa con precaución.

¿Estás cumpliendo o trabajando en cumplir por lo menos un par de estas acciones? ¡Muy bien!, vas por el camino correcto hacia la buena salud financiera. Si aún no empiezas, alDía te invita a dar el primer paso, basta con tomar la decisión y ¡empezar hoy y ahora!

Entrada anterior
Aprende 8 tips para salir de una crisis financiera
Entrada siguiente
¿Cómo ajustar los gastos en la cuarentena?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú