emprendimiento sin deudas

Cuando queremos iniciar un negocio propio, muchas veces nos detenemos si tenemos deudas a cuestas, aún por saldar. Sin embargo ¿son las deudas un impedimento para liderar un emprendimiento? 

La respuesta es no, y es que si estamos realizando pagos puntuales de nuestras deudas, o incluso si nos hemos retrasado en ellas, aún podemos regularizar nuestra situación, reinsertarnos al sistema financiero y adquirir préstamos para nuestro negocio, en el caso de que aún no contemos con el capital necesario. 

Consejos para liderar un emprendimiento si tienes deudas

consejos para liderar un emprendimiento

En esta publicación te proporcionaremos algunos consejos para que puedas liderar un emprendimiento. 

Identifica qué tipo de deudas tienes

tipos de deudas

Es diferente tener deudas personales a tener deudas empresariales. No obstante, es necesario buscar la forma de liquidar estas deudas si se quiere emprender y tener éxito. Si tienes deudas personales, los pagos mensuales de estas no deben superar el 30% de tus ingresos por mes. Si te has retrasado en pagar, es buena idea que evalúes alguna forma de regularizar tu situación y liquidar tu deuda para que empieces a disfrutar de los ingresos de tu negocio lo más pronto posible. 

En el caso de que no cuentes con dinero suficiente para liquidar tu deuda te recomendamos el programa Mi Junta de Al Día, gracias al cual, negociamos tu deuda junto con la de otras personas en la misma situación que tú, para obtener mejores condiciones de pago. Con este programa, empezarás a ahorrar a un fondo individual protegido por tres, seis o nueve meses, hasta alcanzar la suma total de tu deuda. Cuando tengas el monto necesario, te ayudaremos con el proceso de liquidación de deuda y luego con la obtención de tu carta de “no adeudo”. 

Aprende a administrar el dinero de tu negocio

aprende administrar el dinero de tu negocio

Separa el dinero de tu negocio de tus ingresos personales, recuerda que se trata de dos aspectos distintos. Una vez que tu empresa empiece a tener ingresos comienza a reservar parte de este dinero a un fondo que te permita tener liquidez para seguir creciendo. Si en algún momento en el futuro piensas solicitar un préstamo para tu empresa, hazlo a conciencia, es decir, cuando realmente lo necesites y sepas en cuántos meses podrás terminar de pagarlo. Lo ideal es que como máximo puedas pagarlo en 24 meses. 

Con estos consejos vas a poder liderar un emprendimiento sin que tus deudas perjudiquen su crecimiento. 

Entrada anterior
Descubre cómo reducir tus gastos en el hogar
Entrada siguiente
Gobierno otorgará bono de S/210 a trabajadores formales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Menú